Check list estudiantil: Habitación de estudiante en Barcelona y un estilo de vida saludable

El desempeño académico de un estudiante depende en buena parte de su estilo de vida. En este sentido, uno de los aspectos a los que estos deben prestar especial atención es al lugar donde vivirán y al tipo de alimentos que consumen y las horas a la que lo hacen.

Iniciemos por el punto de vista de vida saludable. Y es que los alimentos no solo contribuyen a que el cuerpo reciba los nutrientes que necesita para mantenerse sano. Estos son la causa de múltiples reacciones en el organismo y es por esta razón que, mientras que algunos se les recomienda el consumo frecuente de ciertos productos, a otros se les sugiere no hacerlo.

Ahora bien, existe un grupo de alimentos cuyo consumo nocturno no es recomendable para un estudiante universitario, toda vez que están relacionados con el padecimiento de insomnio. Entre ellos pueden mencionarse:

  • Verduras crudas: durante la cena es común querer comer una ensalada por pensar que se trata de una opción ligera. Sin embargo, no es recomendable consumir ciertos vegetales tales como el brócoli o la lechuga sin antes cocinarlos, puesto que al encontrarse en dicho estado resultan más difíciles de digerir.
  • Snacks fritos: esta es una de las mayores debilidades de los estudiantes, especialmente durante las noches de estudio. Pero aunque sean muy tentadores es mejor no comerlos en la cena, ya que su alto contenido de grasas obligará al organismo a realizar un esfuerzo adicional para poder digerirlos.
  • Cítricos: debido a la acidez que caracteriza a este tipo de frutas, diversos especialistas coinciden en que el consumo de estas durante la noche puede conllevar a una complicación de los procesos digestivos.

Si eres de los que tiene su habitación de estudiante en barcelona llena de dulces, snacks y otros alimentos similares evita comerlos en la hora de la cena. Para tener un excelente desempeño académico, necesitarás descansar suficiente, así que aléjate de todos los productos que promueven el insomnio.

redaccion_200

Deja un comentario